¿Les digo a todos que tengo síndrome de Asperger?

0
987

Entre las preguntas que me han hecho, está esta:

“Tengo una duda: ¿Por qué tú consideras que no a todo el mundo que uno conoce se le puede decir que uno es Asperger? ¿Cómo hablamos y trabajamos en pro de inclusión si no saben que existimos?”

Comparto mi respuesta con todos:

Este artículo se trata de personas adultas, ¿cuando uno es adulto, conviene decir a todo el mundo, a todos los conocidos, familiares, etc que uno tiene Síndrome de Asperger?. Mi respuesta es “no”, y explico por qué:
No se trata de que yo diga que soy aspie y que por haber dicho eso me tengan que incluir. La inclusión no se trata de eso, se trata de que independientemente de la etiqueta o condición que yo tenga o no tenga, no se me excluya, sino que se me permita y se promueva mi participación en el grupo que compete, bien sea un salón de clases, el condominio de un edificio, un departamento de una empresa, una urbanización o una sociedad entera. No es entonces que no se me incluya porque dije que soy aspie, sino que no se me margine, discrimine, lidie, acose, hostigue y escarnezca porque soy diferente a la mayoría, no hay derecho a eso.



Por otra parte tenemos que hay gente a quien no le importa un tema en específico, simplemente no le interesa, (el Asperger por ejemplo, pero puede ser cualquier otro); esas personas tienen todo el derecho a no escuchar de ese tema, si insistes en hablarles de un tema que no les interesa pueden pensar que eres loco, fanático o los acosas. A lo que no tienen derecho esas personas es a excluirte, faltarte el respeto y acosarte (hacerte bullying /mobbing), etc. Todas las personas están obligadas a respetarte y tratarte con igualdad y dignidad, y no por tener algún síndrome o condición sino por ser un ser humano, como yo, como ellos y como todos.

En conclusión las personas no están obligadas a oír de autismo, pero sí a respetar. Hay gente que no le importa un bledo tu vida, si eres autista, evangélico, bipolar o lo que sea. Esa gente no tiene por qué escuchar sobre cómo eres y por qué eres así; por eso no ando por la calle diciéndole a todos los que me encuentro que tengo Síndrome de Asperger.

Supongamos que yo soy un vecino neurotípico tuyo. Tú vienes, me tocas la puerta y me dices:

– Buenos días vecino, vengo a hablarle de autismo, yo tengo un síndrome tatatata…”
Lo menos que puedo pensar ese vecino es que en cualquier momento comienzas a tirar piedras y a comer pupú. Eso mismo pueden pensar mis familiares, vecinos, compañeros de trabajo, etc, si los busco para hablarles de ésto. Tenderán a pensar que estás loco, que quieres lástima o tratamiento especial y privilegios. Por todo lo expuesto en mi caso personal sólo le hablo de autismo / asperger a quien muestre interés en el tema, a mis alumnos de la Escuela de  Derechos Humanos y a todas las personas e instituciones que se me acercan física o virtualmente para compartir sobre el tema. También puedo hacerlo si en una conversación casual viene a colación el tema, pero no me empeño en explicarle a nadie y menos si no le importa, ni me ha preguntado, que soy como soy porque tengo equis o ye. Eso sí, exijo respeto de todos.

Existen millones de personas deseosas de saber sobre este importante tema, también hay quienes no saben nada de autismo ni de Asperger; pero quienes sólo conociendo de ello pueden encontrar la paz al sentirse explicados e identificados o que mediante este conocimiento pueden ayudar para sus pequeños y brindarles el apoyo que se merecen y necesitan para crecer y ejercer todos sus derechos humanos. Es a estas personas y a quienes se interesen, por cualquier otra razón, en el tema a quienes yo les hablo del síndrome de Asperger y les doy las gracias porque interesándose en este tema están haciendo de este un mundo mejor, para nosotros mismos y para nuestros hijos.

Sígueme en twitter @SoyAspie
Sígueme en facebook: soyaspie